Rate this post

Por Sebastián Migliorisi, CIO en Verifarma.

Cuando vemos que la industria de la salud y los medicamentos evoluciona constantemente y se desarrolla bajo un manto de estricta calidad, las tecnologías asoman como una alternativa de ayuda en la operación de esta compleja industria. En un momento en que la producción de medicamentos y la gestión hospitalaria tienen una demanda de trabajo elevada y poco control sobre los costos, la logística asoma como una opción para reducir costos y rentabilizar la industria a través de la eficiencia.

El mundo farmacéutico y la industria de la salud en general están entre las industrias más sofisticadas y tecnologizadas del mundo. El que sea considerado uno de los mercados más caros, fundamentalmente por la sensibilidad de los productos y su naturaleza, obliga a los actores involucrados a operar bajo los más altos estándares de calidad y eficiencia.

Hoy, los productos farmacéuticos son las mercancías más reglamentadas, caras y frágiles que existen en el mundo, lo que obliga a una manipulación cuidadosa y condiciones específicas (trazabilidad-temperatura); en otras palabras, requieren una logística de excelencia.

Reducir los errores humanos en los procesos farmacéuticos

La automatización puede entenderse como una tecnología en la cual se aplican sistemas mecánicos, electrónicos y computarizados para operar y controlar la producción de bienes físicos de consumo. Además, involucra una gran variedad de sistemas y procesos que se ejecutan con mínima o ninguna intervención del ser humano.

La automatización en la industria farmacéutica existe desde la década de 1990; sin embargo, históricamente, el acceso a estas tecnologías y la facilidad de su uso estuvieron reservados para procesos de mayor valor (manejo de inventarios, planeación de la producción).

Actualmente, los avances en la tecnología y el software han permitido que la automatización sea más accesible y menos costosa. Al automatizar los procesos y compartir la captura de los datos, los laboratorios redujeron la causa número uno de fallas en el proceso: el error humano, que de representar el 80 % de las causas pasó al 20 % (comparado en un diagrama de Pareto). Al reducir el nivel de interacción de un ser humano se busca incrementar la validez y la confianza de los procesos.

Ahorrar tiempo en la producción de los medicamentos

Uno de los mayores retos que enfrenta el día de hoy la industria farmacéutica es el desarrollo, la identificación y la prueba rápida de dispositivos y medicamentos para que puedan llegar al consumidor final tan pronto como sea posible.

Antes de llegar a los pacientes, los medicamentos tienen que pasar por un proceso riguroso de pruebas que debe ser documentado y sometido al organismo regulatorio correspondiente. Una vez terminado dicho proceso, pueden ingresar a producción y ser comercializados.

Todo esto demoraba de cinco a seis años. Cuando se lo analizó, también se identificaron diversos cuellos de botella en la preparación de datos, el sometimiento y los procesos de reporte.

Las mejores herramientas tecnológicas en la industria farmacéutica y sus beneficios

La automatización incrementa la confianza porque minimiza las desviaciones y los errores al conectar instrumentos a sistemas electrónicos. Como los usuarios no tienen que ingresar datos manualmente, se puede sumar soluciones tecnológicas a través de las cuales los datos sean incorporados y alimenten de forma automática un sistema central en un formato que haga mucho más fácil su análisis.

Implementar tecnologías de automatización mejora las tareas diarias de los laboratorios y la vida laboral de los empleados:

• Flexibiliza los procesos de revisión de análisis y comparación de datos.
• Asegura la calidad y la reproducibilidad de los productos y da la posibilidad de verificar el estado del material en proceso; aumenta la confiabilidad en la información que se administra.
• Aumenta la velocidad y la eficiencia para la transferencia entre etapas del proceso, lo que incrementa la productividad.
• Maneja eficientemente la documentación en el laboratorio.
• Incorpora la firma electrónica en autorización de los procedimientos.
• Mejora el nivel de calificación del personal que opera las tecnologías.
• Mejora los procedimientos en capacitaciones.

La automatización debe ser vista como una oportunidad para mejorar los procesos productivos y la integridad de datos.

La incorporación de sistemas permite la integración y la organización lógica y secuencial de las actividades en el ciclo de vida de producción de un medicamento, así como la posibilidad de seguir el proceso y mantenerlo controlado registrando la ejecución de cada una de las operaciones que se lleven a cabo. La implementación de sistemas de control y adquisición de datos permite la estandarización de procesos en la empresa y el cumplimiento de las exigencias de calidad optimizando tiempos y costos.